Buscador de contenidos de IDAE

Siguenos en Youtube
Siguenos en Vimeo
Siguenos en Twitter
Siguenos en Wordpress
Infomación IDAE
Regístrate
A+    A-   

Consejos para la conducción eficiente del coche.

La conducción eficiente permite conseguir un ahorro medio de carburante y de emisiones de CO2 del 15%.

 

Para contribuir a una reducción deseable del consumo total de energía en el sector transporte, el primer paso es la mayor utilización de los modos de transporte más eficientes (tren y autobús para viajes interurbanos y marcha a pie, bicicleta y transporte público en medio urbano).

Ahora bien, es muy importante saber que, aun utilizando el coche para desplazarnos, podemos conseguir grandes ahorros de energía y emisiones contaminantes.

La conducción eficiente consiste en una serie de técnicas de conducción que, unidas a un cambio en la actitud del conductor, dan lugar a un nuevo estilo de conducción acorde a las nuevas tecnologías y sistemas que incorporan los vehículos modernos.

Con la conducción eficiente, además de una mejora del confort, un aumento de la seguridad vial y una disminución del tiempo de viaje, conseguiremos una disminución del consumo de carburante y de emisiones al medio ambiente asociadas, así como una reducción del coste de mantenimiento.

La conducción eficiente permite conseguir un ahorro medio de carburante y de emisiones de CO2 del 15%.

Las claves de la conducción eficiente.

Arranque y puesta en marcha:

Arrancar el motor sin pisar el acelerador. Iniciar la marcha inmediatamente después del arranque.

En los motores turboalimentados, esperar unos segundos antes de comenzar la marcha.

Primera marcha:

Usarla sólo para el inicio de la marcha, y cambiar a segunda a los dos segundos o seis metros aproximadamente.

Aceleración y cambios de marchas:

Según las revoluciones:

En los motores de gasolina: en torno a las 2.000 rpm.

En los motores diésel: en torno a las 1.500 rpm.

Según la velocidad:

3ª marcha: a partir de unos 30 km/h

4ª marcha: a partir de unos 40 km/h

5ª marcha: a partir de unos 50 km/h

Después de cambiar, acelerar de forma ágil.

Utilización de las marchas:

Circular lo más posible en las marchas más largas y a bajas revoluciones.

En ciudad, siempre que sea posible, utilizar la 4ª y la 5ª marcha, respetando siempre los límites de velocidad.

Es preferible circular en marchas largas con el acelerador pisado en mayor medida (entre el 50% y el 70% de su recorrido), que en marchas más cortas con el acelerador menos pisado.






RSS Logo de W3C que indica CSS válidas Logo que indica que el XHTML es válido
© IDAE Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía. C/Madera, 8 - 28004 Madrid - Tel. 913 14 66 73
Gobierno de EspañaMinisterio de Industria, Energía y Turismo